Caso de estudio: Universidad Panamericana

Aldo Delgado

Aldo Delgado, Especialista en Tecnología e Innovación, Centro de Innovación Educativa

Pasos para fomentar la consistencia en la evaluación

En una antigua hacienda en el casco antiguo de la Ciudad de México, los alumnos de la Universidad Panamericana (UP) cursan sus estudios. Aldo Delgado, Especialista en Tecnología e Innovación del Centro de Innovación Educativa, responde a la demanda de los nuevos trabajos que surgen con los nuevos tiempos, aunque comenta que lo que no cambia con el tiempo es la importancia de escribir correctamente.

El reto

Con un número aproximado de 5,000 estudiantes en el Campus Ciudad de México, evaluar las asignaturas de cada estudiante con papel y pluma resulta difícil. Dicha cantidad de alumnos requiere de una inversión considerable de tiempo para verificar la originalidad, evaluar de manera consistente y estandarizada, así como también para ofrecer retroalimentación sustantiva. “Antes de Turnitin, yo lo que hacía era copiar algún párrafo y pegarlo en el buscador de Google para ver si [el alumno] lo sacó de algún lado”, comenta Delgado. “Hacer eso con todo el documento y con todos tus alumnos quita tiempo”.

La solución

“Es una herramienta de apoyo que ayuda a que las evaluaciones sean más estandarizadas y se ofrezca retroalimentación personalizada”.
— Aldo Delgado

A partir del año 2013, la UP se suscribió a Turnitin Feedback Studio para ayudar a definir y fomentar la originalidad de los trabajos producidos en la universidad. Se integró la herramienta al sistema de administración del aprendizaje Moodle, y los educadores empezaron a generar asignaturas en línea, para después compararlas con la cantidad masiva de asignaturas anteriores y la base de datos más grande del mundo. “Con Turnitin Feedback Studio, el sistema pone de color dónde encontró la similitud, en qué fuente, en qué página de internet, y eso para mí me ha facilitado muchas cosas”, comenta Delgado. “Y para los alumnos, cuando se dan cuenta que la herramienta funciona y que no les estás mintiendo, genera confianza”. Es así como los estudiantes perciben que son evaluados de manera justa y estandarizada, y con esta confianza incrementan su participación en clase. Por otro lado, el tiempo que los docentes invierten en corregir los trabajos y verificar la originalidad de los mismos se reduce, por lo que pueden entonces invertir ese tiempo en ofrecer retroalimentación sustantiva, pertinente y personalizada. “La mayoría de los profesores que han utilizado la herramienta de Turnitin Feedback Studio quiere hablar con el alumno y mostrarle los resultados que obtuvo de su ejercicio. Es una retroalimentación muy personalizada”.

Los resultados

Con el uso de comentarios y rúbricas, los profesores estandarizan la evaluación de sus alumnos, les comunican la base con la que serán calificados, y les ofrecen comentarios de retroalimentación directo en el aspecto de la rúbrica correspondiente. Esta labor refuerza en el alumno el valor de hacer las cosas bien y le sirve de apoyo para alcanzar la excelencia académica con integridad.

Descargue el caso de estudio (PDF)